Películas

El histórico Teatro París de Nueva York ahora le pertenece a Netflix

Gracias a Netflix se ha salvado el histórico Teatro París de Nueva York.

Esta icónica sala con una sola pantalla que data de 1948 sigue con vida luego que la plataforma de contenido en streaming Netflix la arrendara por un tiempo indefinido, alargando así su vida útil.

Netflix
Imagen: Wikipedia

Mientras que el resto de las salas de Nueva York han ido creciendo o se reinventaban, esta cerró sus puertas en verano pasado, luego de proyectar un documental sobre la vida de Pavarotti, dirigido por Ron Howard.

Esta sala se hizo famosa por ser el destino preferido de las películas francesas.

Este pudiera ser el primer paso de la plataforma para adentrarse en el mundo de la exhibición.

Netflix anunció que mantendrá en cartelera la película Marriage Story, producida por la plataforma, protagonizada por Scarlett Johansson y Adam Driver, considerada una de las favoritas a ser nominada a mejor película en los premios Oscar.

A pesar de contar con uno de los catálogos más potentes de todo el mercado de streaming, hace tiempo que esta plataforma busca mantener una buena relación con los cines, para poder presentar sus producciones a premios, eventos especiales, estrenos, exhibición de sus películas y festivales tan importantes como los Oscars.

Netflix apuesta a la estatuilla dorada

Más allá de salvar una icónica sala de cine de Nueva York, Netflix necesita de salas de cine para presentar aquellas películas que, por normativas de la Academia de Ciencias y Artes de Hollywood, deben ser exhibidas en cines para poder ser consideradas a los premios Oscar. 

En el caso específico de los premios Oscar, un filme debe ser exhibido por siete días consecutivos en un cine comercial del Condado de Los Ángeles y ser considerado para una nominación.

No es la primera vez que Netflix entra en contacto con los cines tradicionales.

La marca ya se ha hecho cargo del Teatro Egipcio de Los Ángeles y ha estado emitiendo algunas de sus películas en varias salas repartidas por el mundo.

Ahora con la adquisición de este cine ubicado en pleno centro de la isla de Manhattan, Neftlix podrá presentar después las películas a festivales y concursos; y competir en los grandes escenarios por las famosas estatuillas doradas.

Netflix

Directores tan importantes como Steven Spielberg argumentan que las producciones de Netflix son solo televisión, al no lanzarse primero en los cines y estar varias semanas disponibles en la gran pantalla.

El Paris Teatro mantiene un legado perdurable

“Luego de 71 años, el Paris Teatro mantiene un legado perdurable y sigue siendo el destino para vivir una experiencia cinematográfica única en su tipo”, afirmó Ted Sarandos, presidente de contenido de Netflix, en el comunicado de la plataforma.

“Nos sentimos orgullosos de preservar esta institución histórica de Nueva York para que pueda seguir siendo un hogar cinematográfico para los amantes del cine”.

La actriz alemana Marlene Dietrich cortó la cinta en la inauguración del Paris Teatro en 1948, que exhibió esa noche la película La Symphonie Pastorale, que se mantuvo en cartelera ocho meses. 

Aunque su especialidad fue el cine francés, fue la sala de cine en la que se estrenaron películas como Romeo and Juliet (1968), de Franco Zeffirelli, y Divorce Italian Style (1961), con Marcello Mastroianni, entre muchos otros títulos.

Por ahora se ignora si el alquiler del Paris Teatro es el primer paso de Netflix para adquirir salas de cine.

Netflix no revela las cifras de recaudación de sus películas en cines, así que la razón probablemente no sea financiera sino una estrategia para atraer a directores de prestigio, como Martin Scorsese, los hermanos Coen y Alfonso Cuarón, entre otros, quienes exigen que sus películas sean vistas en la gran pantalla y puedan aspirar a ser nominadas a los premios Oscar.

Te puede interesar: Las mejores y más influyentes series juveniles de Netflix 2019