Nueva York

La lucha por evitar los suicidios en el Vessel de New York

The Vessel prometía ser otra de las grandes atracciones turísticas seguras de Manhattan, pero la obra de arte de 150 pies de altura se ha convertido en un fatídico rascacielos que ahora lucha por evitar los suicidios.

La lucha por evitar los suicidios en el Vessel de New York
Imagen Instagram The Vessel NYC

Su extraña figura ofrecía vistas impresionantes y se convirtió en uno de los sitios favoritos para visitar. Pero tras un nuevo suicidio, de un joven de 14 años, la famosa arquitectura permanece cerrada y vacía.

Tras la muerte, Related Companies pidió nuevamente aumentar la altura de las barandillas que llegan hasta la cintura en los laterales de las escaleras y plataformas.

Es la segunda vez que el Buque cierra debido a suicidios. En enero, después de la tercera muerte, el Vessel cerró durante varios meses y reabrió en mayo con nuevas medidas de seguridad, incluyendo un sistema de acompañantes y señales sobre los recursos de salud mental.

La lucha por evitar los suicidios en el Vessel de New York
Imagen Instagram The Vessel NYC

La seguridad del público fue una parte fundamental del plan cuando reabrió, pero en lugar de hacer cambios físicos, The Vessel cobró una cuota de 10 dólares por la entrada, exigió que la gente viniera con otra persona, contrató personal y seguridad para vigilar las situaciones de peligro y colocó carteles que informaban a los visitantes sobre cómo obtener ayuda.

Para su reapertura instituyó una norma inusual: Nadie podía entrar solo en la estructura. Debían ir acompañados por al menos otra persona. Pero esta medida no sería suficiente. La víctima había estado con su familia cuando murió, según informaron las autoridades a la cadena WCBS, afiliada a la CNN.

Ante este panorama, no solo las compañías involucradas en el diseño de The Vesel se plantean reestructurarle; también las grandes obras que adornan la ciudad. El puente Golden Gate de California, escenario de suicidios a lo largo de los años; el viaducto Bloor de Toronto y hasta el puente George Washington, han tenido que incluir en sus diseños barandas y redes para prevenir nuevos incidentes suicidas.

La sombra del suicidio golpea a los EE.UU.

Vessel

El suicidio fue la décima causa de muerte en Estados Unidos, responsable de más de 47.500 muertes en 2019, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades.

Ese mismo año, 12 millones de adultos estadounidenses pensaron seriamente en poner fin a sus vidas, 3,5 millones hicieron un plan y 1,4 millones intentaron morir por suicidio. Las muertes causadas por el suicidio fueron la cuarta causa de muerte entre las personas de 35 a 44 años, por detrás de las enfermedades cardíacas, el cáncer y las lesiones no intencionadas, según los CDC.

En Texas, casi tres veces más personas murieron por suicidio en 2018 que en accidentes automovilísticos relacionados con el alcohol, según la Fundación Americana para la Prevención del Suicidio.

Sin embargo, los suicidios bajaron en abril y mayo del año pasado, una tendencia diferente a la de años anteriores, ya que el COVID-19 se convirtió en la tercera causa de muerte en 2020, bajando el suicidio de la décima causa de muerte en 2019 a la undécima.

Fuente AP y The New York Post.

Te puede interesar: The Vessel en New York se replantea su futuro