Noticias

Suspenden uso de unidades montadas en Texas

El gobierno de Biden suspendió las unidades de agentes de la Patrulla Fronteriza a caballo en Del Río, Texas, tras la controversia sobre las tácticas que emplearon recientemente para dispersar a los migrantes haitianos.

Suspenden uso de unidades montadas en Texas
Imagen U.S. Customs and Border Protection

La suspensión se produce días después de que los medios de comunicación captaran vídeos y fotos que muestran a agentes de la Patrulla Fronteriza montados dispersando agresivamente a los migrantes cerca de Del Río, Texas.

“Hemos cesado el uso de la patrulla a caballo en Del Río temporalmente”, anunció el Departamento de Seguridad Nacional (DHS). “Daremos prioridad a otros métodos para identificar a los individuos que podrían estar en peligro médico”.

La recopilación de vídeos y fotos provocó la indignación de los defensores de los inmigrantes, de los legisladores demócratas y de los altos funcionarios del gobierno de Biden, entre ellos la vicepresidenta Kamala Harris y el secretario del DHS, Alejandro Mayorkas, que calificaron las imágenes en Texas de espeluznantes.

Lo que vi representado sobre esos individuos a caballo tratando a seres humanos de la forma en que lo hicieron fue horrible”, señaló Harris el martes. “Los seres humanos nunca deberían ser tratados de esa manera”.

A principios de esta semana, el DHS se comprometió a investigar “rápidamente” los incidentes y a tomar medidas disciplinarias si se justifica, diciendo que el departamento no tolera el abuso de los migrantes bajo su custodia. El caso también fue remitido a la Oficina del Inspector General del DHS.

Mayorkas dijo a los legisladores el miércoles que la investigación interna debería concluir a finales de la próxima semana y que planea hacer públicas sus conclusiones sobre lo ocurrido en Texas.

Mientras tanto, los agentes de la Patrulla Fronteriza en el centro de la investigación han sido puestos en servicio administrativo y se les ha prohibido interactuar con los migrantes, dijo Mayorkas.

El alboroto por la conducta de algunos agentes de la Patrulla Fronteriza en Texas es el último punto álgido en la lucha del gobierno de Biden para hacer frente al rápido y masivo aumento de haitianos que llegan a Del Río, un sector fronterizo que no tiene la infraestructura para procesar y albergar a grandes grupos de migrantes.

El aumento de las llegadas a la frontera con Texas, junto con la aparición de un campamento miserable debajo de un puente en Del Río que albergaba hasta 15.000 migrantes en un momento dado el pasado fin de semana, llevó a la administración a aumentar drásticamente las deportaciones a Haití.

Desde el domingo, Estados Unidos ha expulsado a más de 1.400 haitianos a su país de origen en virtud del Título 42, una autoridad de salud pública que autoriza la expulsión rápida de migrantes y les niega la posibilidad de solicitar asilo.

Migrantes haitianos reciben instrucciones detalladas por WhatsApp

Estas deportaciones también han suscitado las críticas de los legisladores progresistas y de los defensores de los solicitantes de asilo, que consideran que Estados Unidos no debería enviar a personas a un país que todavía se tambalea tras un mortífero terremoto, una agitación política agravada por el asesinato de su presidente en julio, una inseguridad galopante y una pobreza muy arraigada.

Los republicanos, por su parte, han criticado a la administración por permitir que algunos inmigrantes haitianos permanezcan en EE.UU. mientras continúan sus casos judiciales de inmigración.

La renuncia del enviado de EE.UU. a Haití

El principal enviado de Estados Unidos a Haití presentó su dimisión el miércoles, citando el esfuerzo “inhumano” de la administración Biden para expulsar a cientos de migrantes haitianos a su país de origen, que se está recuperando de un mortífero terremoto y está plagado de inestabilidad política, inseguridad generalizada y pobreza agobiante.

El embajador Daniel Foote, que fue elegido como enviado especial de Estados Unidos a Haití en julio, calificó la política de la administración Biden en Haití de “profundamente errónea” y dijo que sus recomendaciones fueron ignoradas.

No se me asociará con la decisión inhumana y contraproducente de Estados Unidos de deportar a miles de refugiados haitianos e inmigrantes ilegales a Haití”, escribió Foote en su carta de dimisión al secretario de Estado Antony Blinken, obtenida por CBS News.

Fuente CBS News.

También puedes leer: Migrantes haitianos reciben instrucciones detalladas por WhatsApp