Noticias

Hospitales SUNY amenazan con despedir a trabajadores no vacunados

Los trabajadores no vacunados de los Hospitales SUNY se enfrentan a una serie de sanciones.

Suspenden mandatos de vacuna en Nueva York

El director de la Universidad de Nueva York (SUNY), Jim Malatras, ha enviado un memorándum a los directores de los hospitales gestionados por la institución educativa estatal en el que les advierte de que, si los trabajadores se niegan a vacunarse contra el coronavirus, serán sancionados con una “suspensión inmediata y un despido pendiente”.

Malatras señaló que la medida se produce después de que el Departamento de Salud del estado emitiera el mes pasado un mandato de emergencia sobre la vacuna COVID-19.

La orden estatal exige que los trabajadores de los centros sanitarios de Nueva York reciban al menos una primera vacuna antes del lunes o se arriesgan a ser despedidos, a menos que tengan una exención médica aprobada.

“De acuerdo con la regulación del Estado de Nueva York, por favor, notifique inmediatamente a todos los empleados que no le han avisado de su estado de vacunación contra la COVID-19, no han hecho planes para recibir su primera dosis de la vacuna antes del 27 de septiembre de 2021, o no han recibido una exención aprobada, que su incumplimiento dará lugar a su suspensión inmediata y al despido pendiente el martes 28 de septiembre de 2021”, indicó Malatras.

El memorándum fue enviado a los directores generales y presidentes de los hospitales SUNY Downstate, en Brooklyn, Stony Brook University Hospital, en Long Island, y el Long Island State Veterans Home que dirige, y Upstate University Hospital, en Syracuse.

“Como saben, los trabajadores de sus hospitales y/o residencias de ancianos están cubiertos por esta definición y, por lo tanto, deben cumplir con este cambio”, señaló Malatras en la carta interna obtenida por The Post.

Otro memorándum enviado por los mandos de la Universidad de Stony Brook decía que los antivacunas “tendrán que reunirse con un especialista en relaciones laborales para hablar de su incumplimiento”.

El dilema de los trabajadores de la salud ¿aceptar o no la vacuna?

Tener COVID y estar vacunado daría inmunidad sobrehumana

A pesar de tratar con pacientes inmunodeprimidos o con los residentes más vulnerables a contraer el COVID, miles de trabajadores sanitarios del estado siguen sin vacunarse.

Uno de cada seis trabajadores de los hospitales de todo el estado -el 16%- sigue sin vacunarse, aunque la tasa de inmunización ha aumentado en las últimas semanas a medida que se acerca la fecha límite. Aproximadamente una cuarta parte de los empleados de los hospitales del Bronx, Brooklyn y Staten Island no se han vacunado contra la COVID-19.

Aproximadamente uno de cada siete trabajadores de residencias de ancianos en todo el estado -o el 13%- tampoco está vacunado, según el recuento más reciente del Departamento de Salud del estado. Aun así, la tasa de inoculación también ha mejorado recientemente de forma considerable, con la espada de Damocles pendiendo sobre las cabezas de los trabajadores.

Los sindicatos de empleados públicos y sus trabajadores han presentado varias demandas en los tribunales federales para bloquear o invalidar el mandato de vacunación del Estado.

Diez agentes de seguridad de hospitales, respaldados por su sindicato, el New York State Correctional Officers PBA, pidieron la semana pasada a un juez federal del distrito norte del norte de Nueva York que declarara inconstitucional el mandato de vacunación y que impidiera al Estado aplicar el requisito.

Seis de los empleados trabajan como agentes de seguridad en el hospital SUNY Downstate, dos en el hospital Stony Brook y otro en el Hogar de Veteranos del Estado de Nueva York en Montrose, al norte del condado de Westchester.

Un juez rechazó la orden de restricción temporal, pero el caso está siendo apelado.

Otra demanda presentada en el norte del estado por 17 profesionales de la salud, la mayoría de ellos católicos, alega que se están violando los derechos constitucionales de los demandantes porque el mandato estatal no permite las exenciones religiosas.

Un tribunal federal de apelaciones frenó el viernes el mandato de la ciudad de Nueva York que obliga a los profesores y a todo el personal escolar a vacunarse antes del lunes. El miércoles está prevista una audiencia ante el Tribunal de Apelación del Segundo Circuito de los Estados Unidos.

Fuente The New York Post.

También puedes leer: Más de 28.000 empleados escolares de Nueva York siguen sin vacunarse