Noticias

Recortes salariales se mantienen a pesar del trabajo remoto

Muchos de los recortes salariales destinados a evitar posibles despidos, se mantuvieron en gran parte de los trabajos remotos.

Recortes salariales se mantienen a pesar del trabajo remoto

El trabajo desde casa se incrementó con la pandemia, y parecía una medida de alivio ante la posibilidad de perder el empleo.

Según una investigación del Banco de la Reserva Federal de Dallas, reseñada por Bloomberg Business, en febrero de 2020, sólo el 8% de la fuerza laboral de EE.UU. hizo su trabajo completamente desde casa.

Una cifra que se disparó al 35% en mayo, luego de que las oficinas permanecieran completamente cerradas y a los trabajadores les tocó huir a áreas menos densamente pobladas.

El tiempo perdido por los viajes al trabajo, las reuniones maratonianas en salas de conferencias y los viajes corporativos se habían ido. Y ahora, casi un cuarto de todos los trabajadores permanecen exclusivamente confinados en casa, señala el portal.

La diferencia entre los que pueden trabajar desde casa y los que no, está creando una nueva división en medio de las peores crisis sanitarias y económicas de las últimas décadas, así lo detalla un análisis del Marin Independent Journal.

Los trabajadores remotos tienen menos probabilidades de ser despedidos y no tienen que arriesgarse a la exposición diaria como los trabajadores esenciales, de los cuales aproximadamente la mitad son empleados con bajos salarios.

El trabajo a distancia es el diferenciador clave de cómo se está experimentando esta crisis”, indicó Jeff Bellisario, director ejecutivo del Instituto Económico del Consejo del Área de la Bahía, para el portal.

Según la Oficina de Estadísticas de los Estados Unidos, un poco más de uno de cada cinco trabajadores americanos, pudieron trabajar a distancia el mes pasado.

Los trabajadores remotos tenían cinco veces menos probabilidades de haber perdido su trabajo durante la pandemia, según una encuesta de la Lista de Apartamentos de primavera de más de 4,000 empleados en todo Estados Unidos.

Pero no todo son buenas noticias

Para las grandes corporaciones esto eventualmente significó ahorrar en espacios de oficina, ya que un grupo de profesionales comenzaba a mudarse de la ciudad a los pueblos pequeños, donde muchos han decidido quedarse (siempre y cuando sus empleadores se lo permitan).

Este cambio ha sido especialmente pronunciado en la industria de la tecnología, que tiene una alta concentración de empleados que pueden trabajar desde cualquier lugar, pero muchos están ubicados en ciudades costeras costosas.

“Es sólo el comienzo”, dice Nick Bloom, un profesor de economía de Stanford que ha estudiado las tendencias del trabajo desde casa para Bloomberg Business. “Va a haber un retroceso del auge urbano”.

Te puede interesar: Utah y New México, lugares favoritos para el trabajo remoto desde USA

Recortes salariales se mantienen a pesar del trabajo remoto

Facebook, Microsoft y Stripe han anunciado que más empleados podrán trabajar remotamente de forma indefinida, sin embargo, muchas de esas empresas también están ajustando los salarios de los trabajadores que se trasladan.

A medida que una ola de profesionales se establece en los suburbios, el costo de los bienes raíces, el cuidado de los niños y otros imperativos en esos lugares aumentará al mismo tiempo. Los empleados inteligentes seguirán esos incrementos y los airearán en las negociaciones salariales, detalla el medio.

Algunos ejecutivos, después de haber bendecido el trabajo a distancia por tiempo indefinido, ahora están abordando un tema incómodo “ajustar el tamaño” de la paga. Especialmente en un país como EE.UU donde hay casi 400 áreas metropolitanas.

Sin embargo, un estudio realizado en septiembre del Pew Research Center señala que “la mayoría de los trabajadores que sufrieron una reducción durante la pandemia todavía ganan menos de lo que ganaban antes del brote”, detalla el portal Los Angeles Times.

De acuerdo con las cifras, la mitad de los adultos que perdieron un trabajo, siguen desempleados.

Y esto continúa siendo una realidad. Según informó recientemente el Departamento de Trabajo, los EE.UU registraron una pérdida de más de 140.000 empleos tan solo en el mes de diciembre.

Y al menos un tercio tuvo que reducir sus horas o aceptar un recorte salarial. El 60% de los encuestados dijeron que ganaban menos que antes del brote.

(Con información de Bloomberg Business y Los Angeles Times)

Te puede interesar: 140.000 empleos se perdieron en diciembre en EE.UU.