Noticias

Puerto Rico suspende primarias por falta de boletas hasta el domingo

La Comisión Estatal de Elecciones (CEE) de Puerto Rico anunció este domingo la suspensión de las elecciones primarias, debido a que las boletas no llegaron en un importante número de centros de votación, por lo que continuarán el próximo 16 de agosto, cuando un total de 2,3 millones de electores podían ejercer su derecho al voto.

Puerto Rico

De 110 precintos de votación, las papeletas electorales no llegaron a 59, lo que representa más de la mitad de la totalidad de los centros, en unos comicios que han estado plagados de irregularidades.

En estas elecciones primarias los puertorriqueños deberían elegir a un gobernador o gobernadora el próximo 3 de noviembre, en las que participan los principales partidos de la isla, el Partido Nuevo Progresista (PNP) y el Partido Popular Democrático (PPD).

Hasta entrada la tarde, en algunos de los centros de votación el material electoral simplemente no llegó; mientras que el proceso sí se cumplió en otros, señaló la comisión.

Junta de Supervisión Fiscal para Puerto Rico

En cuento a la Junta de supervisión Fiscal para Puerto Rico (JSF) declaró que “está profundamente consternada ante el proceso de votación disfuncional que se está llevando a cabo en las primarias de hoy en Puerto Rico. Las elecciones son la base misma de la democracia y lo que el pueblo de Puerto Rico experimentó hoy es inaceptable”.

“Las interrupciones de hoy son el resultado de una organización ineficiente en una agencia que hace sólo dos semanas tuvo inconvenientes para conseguir la impresión de las papeletas de una elección que originalmente se llevaría a cabo el pasado 7 de junio. Este no es un problema de falta de fondos. Los fondos para los materiales de votación se aprobaron el pasado 16 de marzo”, reza el comunicado.

Solicitan la dimisión de Dávila

La gobernadora de Puerto Rico, Wanda Vázquez, en conferencia de prensa pidió la dimisión de Juan Ernesto Dávila, presidente de la CEE.

Puerto Rico

Vázquez dijo que la situación era desastrosa y exigió la renuncia del presidente de la comisión electoral.

“Habían hecho creer, no a los candidatos, pero al pueblo de Puerto Rico, que estaban preparados”, manifestó. “Hoy se evidenció lo contrario, mintieron”.

“El control de las papeletas, su impresión y la salida de los camiones es absoluta responsabilidad de la CEE”, sostuvo Vázquez.

“Que a nadie le quepa la menor duda que, como gobernadora, no permitiré que se les atropellen los derechos a los ciudadanos. Ante el desarrollo de los eventos de hoy, lo correcto es que el voto de toda persona que votó sea protegido. También se le debe garantizar a todo ciudadano que no pudo votar hoy, que pueda hacerlo el próximo domingo”, afirmó.

“Yo jamás había visto en suelo americano que se hiciera algo como se acaba de hacer aquí en Puerto Rico. Es una vergüenza para nuestro gobierno y para nuestro pueblo”, dijo Pedro Pierluisi, que compite con la gobernadora Wanda Vázquez para obtener la nominación del Partido Nuevo Progresista.

Esto ocurre, en medio de un incremento en los casos de COVID-19 en Puerto Rico, una isla de 3,2 millones de habitantes que ha reportado más de 12.800 casos probables, más de 8.500 casos confirmados y al menos 274 muertes.

Puerto Rico
Foto cortesía: twitter.com/LuisAnthony40

Ahora para el 16 de agosto

Thomas Rivera Schatz, presidente del Partido Nuevo Progresista, al que pertenece la gobernadora, en conferencia de prensa con el presidente del opositor Partido Popular Democrático, sugirió estar de acuerdo en que las votaciones que no pudieron efectuarse en las primarias deberían efectuarse este domingo 16 de agosto, una propuesta que Vázquez dijo respaldar.

Ambos partidos realizan sus elecciones primarias y los nominados ganadores estarán entre los seis candidatos a gobernador en las elecciones generales de noviembre.

Otros políticos pidieron desechar todas las primarias y volverlas a realizar en otra fecha.

Schatz, inconforme con la decisión, resaltó que aún había camiones con papeletas estacionados dentro de las instalaciones de la comisión mientras.

“La pregunta es: ¿por qué no salieron?”, subrayó.

Se desconoce cuántos electores no pudieron sufragar ni cuántos centros de votación recibieron las boletas con retraso.

No están claras las alternativas

Para complicar aún más las cosas, Edgardo Román, presidente del Colegio de Abogados y Abogadas de Puerto Rico, declaró a The Associated Press que no estaba claro cuáles alternativas son legalmente viables porque la ley electoral de la isla no es clara.

También se conoció que, al menos un elector interpuso una demanda contra la comisión y los funcionarios electorales de los dos partidos principales el domingo por la noche a través de la Unión Americana de Libertades Civiles.

Cientos de votantes frustrados que portaban mascarillas obligatorias y se aventuraron a salir a la calle a pesar de un repunte en los casos de COVID-19, fueron enviados de regreso a sus casas desde diversos centros de votación en distintas partes de la isla, luego de que las autoridades les dijeron que no había boletas.

La situación causó gran molestia entre electores y políticos de todas las fracciones partidistas, quienes culparon a la comisión electoral de Puerto Rico de lo que consideraron un irrespeto a la población votante.

Los ánimos de los votantes se caldearon

Las personas exigieron una explicación del por qué solo había boletas en un puñado de centros de votación en la tarde.

“Esto es indignante, abusivo y un atentado a la democracia de nuestro país”, dijo Marcos Crus, alcalde del poblado norteño de Vega Baja, al que aún no llegaban las boletas.

En tanto, funcionarios de los dos principales partidos de la isla intentaban encontrar soluciones e instaban a los votantes a presentarse en las casillas que permanecían abiertas.

Yadira Pizarro, una profesora de 44 años, perdió la paciencia en un centro de votación cerrado en la localidad de Carolina donde había aguardado más de cuatro horas bajo un sol abrasador.

“No lo puedo creer. Esta negligencia es seria”, manifestó.

De cualquier forma, Juan Ernesto Dávila, en declaraciones a la emisora local WKAQ 580 AM, dijo que no dimitirá, pese a las voces que, como la de la gobernadora Vázquez, claman por ello.

Además, responsabilizó a los comisionados electorales de ambos partidos por lo ocurrido, al tiempo que explicó, que se debió a que, pese a que el 90 % de las papeletas ya estaba listo, la tardanza se produjo en el embalaje de los materiales electorales.

También puedes ser: División entre Boricuas: algunos están de acuerdo con cuarentena obligatoria para los que lleguen de Puerto Rico