Noticias

Aumenta preocupación por la privacidad en el Metaverso de Facebook

Crecen las preocupaciones respecto a las políticas de privacidad en el Metaverso de Facebook, un anuncio que ha sido recibido hasta ahora con tanta desconfianza y vacilación, como entusiasmo.

Aumenta preocupación por la privacidad en el Metaverso de Facebook

El consejero delegado, Mark Zuckerberg, parece estar tratando de salir al paso de estas preocupaciones, prometiendo múltiples capas de protección de la privacidad mientras la empresa da un vuelco a su cambio de marca.

Teniendo en cuenta el historial de Facebook, hay razones válidas para tener serias preocupaciones sobre la privacidad en el nuevo enfoque de la compañía en la realidad virtual.

Las declaraciones de Zuckerberg en Connect indicaron que la preocupación por la privacidad es un elemento central de su estrategia a medida que avanza en la construcción del Metaverso de Facebook.

Zuckerberg aprovechó buena parte de la conferencia, no sólo para promocionar las características del Metaverso de Facebook, sino también para intentar calmar la creciente ola de preocupaciones sobre la privacidad.

EL CEO de Meta, dijo que la empresa estaba consultando a contratistas externos sobre cuestiones de seguridad y privacidad, y parecía estar a favor de que el concepto se construyera sobre estándares abiertos. Por el momento no hay datos concretos, pero Zuckerberg especificó que se está trabajando en controles de privacidad para los padres.

El concepto de Metaverso de Facebook tiene sus raíces principalmente en las novelas de ciencia ficción de los años 80 y 90 y en la visión popular de un “ciberespacio” de realidad virtual en el que las personas pueden vivir vidas alternativas.

El camino inmediato de Zuckerberg es el de los auriculares portátiles: las gafas de sol de realidad aumentada (AR) “Stories”, para cuya producción Facebook se ha asociado con Ray-Ban, y los auriculares de realidad virtual (VR) de la marca Oculus.

Facebook suspende venta de sus auriculares por irritar la piel
Imagen oculus.com

Aunque es posible que Zuckerberg esté realmente entusiasmado con la construcción de un mundo virtual por sí mismo, dirige una empresa que obtiene casi todo su dinero de la publicidad personalizada.

Un usuario conectado al Metaverso de Facebook tiene la posibilidad de que se recopile una gama aún mayor de información personal en todo momento: su información biométrica, sus proporciones físicas, su forma de moverse y gesticular, su forma de responder e interactuar en una amplia variedad de entornos.

Una de las principales preocupaciones en materia de privacidad es que una configuración teórica de realidad virtual podría servir como un asistente virtual al estilo de Alexa sobrealimentado en términos de potencial de violaciones.

Un auricular o unas gafas de realidad aumentada podrían hacer las veces de cámara y micrófono en el interior de los hogares; los sistemas de RV más avanzados podrían combinar esto con la frecuencia cardíaca y respiratoria, los movimientos físicos y las dimensiones, y utilizar las combinaciones únicas de toda esta información para la identificación y el seguimiento individuales.

El riesgo potencial para el consumidor es claramente mayor que todo lo que se ha visto hasta la fecha en los sistemas de publicidad online y de recogida de información personal. Pero el Metaverso de Facebook se desarrollará en un mundo en el que los consumidores también son mucho más conscientes de esos riesgos, y de cómo se sabe que funciona Facebook en particular.

Los problemas de las redes sociales se amplificarán en el Metaverso

Las redes sociales ya permiten a terceros mediar en nuestras vidas a través de noticias y publicidad específicas basadas en el conocimiento masivo que las empresas han recopilado sobre nosotros. Pero eso se amplificará en un mundo virtual, donde terceros pueden dictar lo que ves en tu casa, en la calle y en el trabajo. Y los expertos coinciden en que será más difícil identificar la desinformación y la división.

“La gente debería estar preocupada”, dijo a Insider Shawn Frayne, director general de la empresa tecnológica holográfica Looking Glass Factory. “Si crees que Facebook en tu teléfono ha sido malo para la democracia, piensa en todo tu campo de visión controlado por una empresa así”.

Los anunciantes podrían pagar por filtros dentro del mundo virtual de una persona para inyectar en su realidad mensajes específicos.

Y no sólo se trataría de vallas publicitarias tradicionales: podría ser una colocación virtual de productos en la que te cruzas con una persona que ni siquiera es real y que sostiene una lata de refresco de una marca concreta, indicó Rosenberg.

O podría ser una simulación de un ser humano que entabla conversación con usted en la cola para tomar un café, un ser humano que usted cree que es real, sólo para que hable de forma encubierta sobre lo que un anunciante le ha pagado para intentar venderle, ya sea una bolsa de patatas fritas o un mensaje político.

Fuente CPO Magazine / Insider.

También puedes leer: Facebook gasta millones de dólares para construir su Metaverso