Noticias

Personas vacunadas pueden saltarse las cuarentenas

Las personas que han recibido las dos dosis de vacunas contra COVID-19 no necesitarán hacer los 14 días de confinamiento.

Personas vacunadas pueden saltarse las cuarentenas

La cuarentena suele recomendarse a las personas sanas que han estado expuestas al virus, sin embargo, en la más reciente actualización de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), indican que aquellos que ya se han vacunado completamente, podrán evitarlas.

Según detalla el reporte de NBC New york, los CDC afirman que esta cuarentena no es necesaria en los tres meses siguientes de haber recibido la última dosis de la vacuna, siempre que no desarrollen ningún síntoma.

Sin embargo, estas personas deberán continuar aplicando los protocolos usuales de bioseguridad, como lo son el uso de mascarillas, el distanciamiento social y evitar las aglomeraciones así como los espacios poco ventilados.

En la actualización, el organismo emplea el término “totalmente vacunado”, refiriéndose a aquellos tiene más de dos semanas de haber recibido la segunda dosis de una vacuna.

A pesar del anuncio, el riesgo de que las personas totalmente vacunadas puedan transmitir el coronavirus a otras personas es “todavía incierto”.

Un punto añadido, es que el organismo recomienda también que las personas que han tenido Covid-19 y se han recuperado, no necesitan estar en cuarentena durante los 90 días posteriores a la enfermedad.

Preocupación ante las variantes

Personas vacunadas pueden saltarse las cuarentenas

Con dos vacunas contra el COVID-19 disponibles en Estados Unidos y otras en camino, las cosas empiezan a mejorar, pero las mutaciones que se están detectando significan que las vacunas podrían necesitar actualizaciones para garantizar su eficacia.

En Estados Unidos han aparecido tres variantes preocupantes: una detectada por primera vez en Brasil, otra identificada en Sudáfrica y la tercera en el Reino Unido.

Las mutaciones observadas en estas variantes pueden ayudar al virus a infectar más fácilmente las células humanas sanas y dificultar que el sistema inmunitario las combata.

Hasta el miércoles, se habían confirmado 944 casos de variantes de coronavirus en Estados Unidos, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades. Todos estos casos, excepto 12, corresponden a la variante que se vio por primera vez en el Reino Unido, señala el portal NPR.

Ante esta realidad, según informó el medio, la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA), ya está trabajando en una serie de medidas para dar luz verde a los cambios en las vacunas y pretende ser “ágil” a la hora de evaluar los retoques para hacerlas efectivas contra las mutaciones.

La comisaria en funciones de la FDA, Janet Woodcock, indicó a los medios recientemente que “debemos prepararnos para todas las eventualidades”.

En el caso de AstraZeneca, la biofarmacéutica ha dicho que podría tardar entre seis y nueve meses en producir vacunas Covid-19 que sean eficaces contra las nuevas variantes del coronavirus, y empezar a administrarlas al público.

De acuerdo a los reportes de The Guardian, la vacuna de la empresa, desarrollada conjuntamente con científicos de la Universidad de Oxford, sigue siendo eficaz contra el virus original y la variante, descubierta en Reino Unido.

Pero los resultados preliminares de un ensayo hecho en Sudáfrica, llevó al país, a limitar su uso mientras se comprueba su eficacia contra la variante que surgió allí, indica el portal.

Sir Mene Pangalos, vicepresidente ejecutivo de I+D de biofármacos en AstraZeneca, indicó que “el trabajo sobre las variantes no ha empezado hoy, sino hace semanas, tan pronto como se identificaron esas nuevas variantes”, detalla el medio.

El directivo indicó que las vacunas podrían estar a disposición del público en otoño, siempre que los organismos reguladores, aprueben su uso.

Más de un millón de dosis de vacunas administradas en New York City

Respecto a las vacunas Pfizer-BioNtech, investigadores de la Facultad de Medicina Grossman de la Universidad de Nueva York (NYU) realizaron un estudio para demostrar su eficacia contra las variantes de reciente aparición.

Los investigadores afirmaron que la protección proporcionada por la vacuna permanecerá en gran medida intacta contra la variante sudafricana y otras variantes actualmente en circulación.

Te puede interesar: Los ricos de México buscan su vacuna en Norteamérica