Noticias

Florida agrega 3,494 casos de COVID-19 a medida que las hospitalizaciones actuales aumentan

El Departamento de Salud de Florida reportó 3,494 nuevos casos positivos de COVID -19 y 17 fallecimientos adicionales en el estado. Desde que comenzó la pandemia, Florida ha tenido 97,291 casos confirmados y 3,161 muertes.

Florida
Imagen captura web Departamento de Salud de Florida

Además de los nuevos casos, el estado agregó 17 muertes, 13 de las cuales fueron en los condados de Miami-Dade y Broward. El condado informó que la tasa promedio de resultados positivos en los últimos 14 días ha aumentado al 10.5%.

Se trata de la segunda cifra más alta de casos reportados en un solo día desde el inicio de la pandemia, y confirma la tendencia al alza de las últimas dos semanas.

En otros condados como Palm Beach hubo 248 casos nuevos, pero no se informaron muertes, por lo que esos totales son, respectivamente, 10,754 y 468. Mientras que en Broward se sumaron otros 318 casos y tres muertes.

El estado reportó otras 98 hospitalizaciones el domingo.

En Miami-Dade, el recuento de hospitalizaciones continúa aumentando, según lo que los hospitales están informando al condado.

La tabla de hospitalización actual del Nuevo Tablero Normal del domingo mostró 714 hospitalizados en este momento, un aumento de 37 respecto del día anterior y el noveno día consecutivo en que aumentaron las hospitalizaciones actuales.

Florida implementa medidas de progreso

No hay duda de que Florida ha estado probando más e informando más que antes. El gobernador Ron DeSantis ha venido explicando, desde hace semanas, que el aumento es resultado de una mayor cantidad de pruebas para diagnosticar el virus.

Después de semanas de estar por debajo de la recomendación del decano de la Facultad de Medicina de la Universidad del Sur de Florida de que el estado evalúe a unas 33,000 personas todos los días, Florida ha estado por encima de ese número en las últimas dos semanas.

Aunque los números de contagios se han disparado notablemente en los últimos días, el gobernador de Florida, Ron DeSantis, ha dicho que no se dará marcha atrás en el proceso de reapertura económica.

DeSantis reconoció la propagación comunitaria del virus, pero enfatizó que la “gran mayoría” de las personas con nuevas infecciones son adultos más jóvenes que no tienen ningún síntoma de la enfermedad y, en general, no requieren hospitalización.

Sin embargo, la representante federal Donna Shalala, demócrata de Miami, exsecretaria del Departamento de Salud y Servicios Humanos de EE. UU., dijo que las infecciones entre las personas más jóvenes son graves y no deben minimizarse.

“Personas más jóvenes que pueden infectar a las personas mayores. Y no sabemos lo suficiente sobre esta enfermedad. Si una persona joven se enferma realmente pero no tiene que ir al hospital, no sabemos cuáles son sus efectos a largo plazo”, dijo Shalala el domingo en el WPLG-Ch. 10 Programa “Esta semana en el sur de Florida”. “Esto es peligroso y es grave”.

Los alcaldes de Miami, Francis Suárez, y de Miami Beach, Dan Gelber, descartaron un regreso al confinamiento también a inicios de semana, a pesar del aumento de casos registrados en sus ciudades.

En medio de los números crecientes, más condados de Florida ahora requieren revestimientos faciales. El condado de Orange, hogar de Orlando, comenzó un nuevo pedido que requiere el uso de máscaras en público el sábado.

Y en el condado de Monroe, que incluye los Cayos de Florida, ahora se requieren máscaras en restaurantes y otros negocios. El condado de Palm Beach votará el martes el uso de máscaras.

La segunda fase del plan de reapertura en Florida comenzó a partir del viernes 5 de junio, en la cual se le permite a los gimnasios y centros comerciales a que operen en su capacidad total y a los bares y centros nocturnos al 50 por ciento.

También puedes leer: Florida rompe su propio récord de nuevos casos de coronavirus en un solo día