Noticias

Estados Unidos vivió el fin de semana más violento

Al menos nueve personas murieron en tiroteos consecutivos durante el fin de semana en Estados Unidos.

Estados Unidos vivió el fin de semana más violento

El pasado fin de semana se convirtió en uno de los más violentos en Estados Unidos, donde fueron asesinadas más de nueve personas en tiroteos masivos consecutivos en al menos cinco estados del país: Illinois, Texas, Wisconsin, Ohio, Nebraska y Louisiana.

Desde el pasado 16 de marzo, cuando un tirador atacó a varios lugares racistas en Atlanta, se han cometido 50 tiroteos masivos en Estados Unidos, que han dejado decenas de muertos.

En este momento, Estados Unidos no solo se enfrenta a la pandemia del coronavirus, sino también a una epidemia de violencia armada que no ha podido ser controlada por las autoridades policiales.

El pasado domingo, en horas de la tarde, se registró un tiroteo en Chicago que dejó una menor de siete años muerta y otra persona gravemente herida.

En el comunicado emitido por las autoridades policiales de Chicago se detalla que aún no hay personas detenidas y el hecho está bajo investigación.

En Austin, Texas, tres personas murieron durante un tiroteo. Las autoridades definieron el hecho armado como una “situación doméstica” aislada.

Las autoridades de Austin todavía no han podido dar con el sospechoso del hecho armado.

Al suroeste del estado de Wisconsin se registró otro tiroteo que dejó saldo de tres personas muertes y al menos tres heridos. El hecho se registró en una taberna.

El sheriff David G. Beth, detalló que el hecho se originó cuando “una persona fue expulsada del establecimiento y posiblemente regresó poco tiempo después”.

Otro hecho violento se registró en el estado Ohio, donde una persona murió y otras cinco resultaron heridas en un tiroteo el pasado sábado durante una vigilia.

Las autoridades detallaron que una camioneta pasó por el lugar y comenzó a disparar contra las personas que se encontraban asistiendo a la vigilia en el estado de Ohio.

Puedes leer: Biden pide prohibir armas de asalto tras tiroteos masivos

En Nebraska, un joven de 21 años, falleció en un tiroteo el sábado en el centro comercial Westroads Mall en Omaha, Nebraska, detalló el teniente de la policía de Omaha, Neal Bonacci.

Louisiana, también presenció otro hecho de violencia con armas de fuego, donde seis personas resultaron heridas después de que un tirador accionara su arma de fuego durante una fiesta de cumpleaños de un niño de 12 años.

Las autoridades de Louisiana informaron que el tiroteo comenzó “cuando las confrontaciones verbales durante la fiesta de cumpleaños de un niño dieron lugar a disparos”.

Los tiroteos se han incrementado significativamente este año en Estados Unidos. Según nuevos datos, 37 personas ha muerto en tiroteos desde el pasado mes de marzo.

El último ataque mortal ocurrió la noche de este jueves 15 de abril, cuando un sujeto entró a una instalación de FedEx en Indianápolis, donde asesinó a ocho personas y después se quitó la vida.

La administración de Biden implementó una serie de nuevas medidas a principios de este mes de abril, sin embargo, los tiroteos siguen ocurriendo, dejando más víctimas mortales inocentes.

Biden llamó a la violencia armada “una epidemia” que azota a Estados Unidos desde muchos años, y que al momento, no ha podido ser controlada por las autoridades. Sus declaraciones se emitieron después de un ataque masivo que dejó al menos seis muertos en centros de masajes asiáticos en Atlanta.

“La violencia con armas de fuego en este país es una epidemia. Permítanme decirlo de nuevo: la violencia con armas de fuego en este país es una epidemia y es una vergüenza internacional”, expresó Biden.

También puedes leer: Siete tiroteos masivos en Estados Unidos en solo 7 días