Noticias

La otra epidemia que enfrenta EE.UU deja más de 70 mil muertos

Por sobredosis de drogas han muerto más de 70.000 personas en EE.UU, una cifra histórica, nunca antes vista en el país. El consumo de opioides sintéticos y otras sustancias han generado la muerte de miles de personas, en lo que se considera la segunda epidemia más grande que afecta a los Estados Unidos.

Un aumento de 4,8% de muertes por sobredosis de drogas ha registrado EE.UU desde el año pasado, según lo ha asegurado un informe emitido por los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades.

La tendencia del consumo de estas sustancias aumentó en el uso de fentanilo  y otros opioides, a los que se les atribuye al menos 36.000 muertes por sobredosis en el año 2019.  El fentanilo, aunque similar a la heroína, es mucho más barata y potente.

EE.UU

La oficina del Centro para el Control y Prevención de Enfermedades mostró que unas 70,980 muertes fueron reportadas en Estados Unidos, lo que supera el récord del 2017, de 70,699.

“La epidemia de los opioides” así se le ha llamado a este problema de salud pública que afecta a millones de personas en EE.UU y que no ha logrado detenerse a pesar de los miles de millones de dólares que se han destinado para atender esta crisis.

“Logramos que se estancara un poco. Ahora necesitamos redoblar esfuerzos y no permitir que esto se nos escape de las manos”, así lo dijo Robert Anderson, quien supervisa los datos de mortalidad en los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades.

Por otro lado, el subsecretario de la Salud, el almirante Brett Giroir, dijo que la noticia es “una tendencia muy perturbadora” para EE.UU. Mediante un comunicado, el especialista en salud pública aseguró que estos datos deben ser tomados en cuenta un “vistos” como preocupantes ante la delicada situación de la pandemia que se vive en el país, pues, ha dado entender que la cifra de muertes por sobredosis pudiese incrementar en los próximos meses. 

“Entendemos que existe una cantidad extraordinaria de trabajo por hacer, especialmente en estos momentos en los que también lidiamos con la pandemia de COVID-19, que podría afectar significativamente la salud mental de nuestra nación y el riesgo del uso de sustancias”, dijo Giroir en un comunicado.

La crisis de sobredosis en EE.UU ha sido impulsada en un principio por el uso de analgesiscos opioides con suscripción médica, sin embargo, al pasar el tiempo, el consumo ha variado, pasando a sustancias “más peligrosas”, así lo expresó  Brendan Saloner, investigador de adicciones en la facultad de Salud Pública Bloomberg de la Universidad Johns Hopkins. 

EE.UU

Los consumidores primero migraron al uso de heroína y posteriormente al fentanilo, una droga más barata y potente que desplazó a la heroína en muchos de los mercados.

Un cifra que aterra, en más de 30 estados de EE.UU se ha registrado un aumento de muertes por sobredosis de estas sustancia, esto según los nuevos datos del Centro para el Control y Prevención de Enfermedades. La experta de la Universidad de Johns Hopkins, asegura que “ve un mapa de desesperación”. 

Una luz al final del túnel

Sin embargo, no todas las cifras son malas, estados al noreste de EE.UU como Nueva York, Vermont, Nueva Hampshire, Rhode Island y Massachusetts, registraron una disminución de muertes por sobredosis y también el declive de consumo. 

En esta parte, los gobiernos locales han jugado un papel fundamental en el control de consumo de estas sustancias, donde han mostrado un compromiso y una campaña de prevención de sobredosis e incentivo para los consumidores en brindar tratamiento y control de ayuda psicológica para más personas. 

“Definitivamente no debemos rendirnos”, dijo Katherine Keyes profesora de la Universidad de Columbia. Agregó que algunos estados de EE.UU han mostrado resultados verdaderamente positivos. 

EE.UU

Un problema de salud pública que debe ser atendido

Estados Unidos vive su peor momento, no ha podido controlar los contagios por coronavirus, que ya arrasa en el país con más de 120.000 muertes, ahora, se le agrega otro problema de salud pública: el incremento de muertos por sobredosis, una situación “grave” a los ojos de los especialistas. 

Todos los esfuerzos de salud están enfocados en este momento en atender la crisis devastadora de la covid-19, el panorama no se ve claro ante las sobredosis por drogas, sin embargo, el acceso a estos fármacos para luchar contra la adicción a los opioides ha mejorado de cierta forma. Esto sucedió, después de que el gobierno levantara algunas restricciones impuestas al uso de la buprenorfina y metadona. 

Según la evidencia científica, se ha demostrado que estos medicamentos ayudan a los pacientes a mantener su recuperación.

La pandemia ha sido un factor determinante que ha alterado el consumo de estas drogas en EE.UU, así lo ha asegurado el investigador en Rand Corporation, Bryce Pardo. También agregó que la crisis por el coronavirus habría podido disminuir temporalmente el abasto de fentanilo sin embargo esta “escasez temporal” no sería suficiente para revertir la tendencia de sobredosis.

Los expertos concuerdan que la pandemia ha creado una mayor demanda entre los consumidores de estas sustancias y eso, a su juicio, conlleva a un consumo más “problemático” de drogas y un riesgo más alto de tener una sobredosis.

También te puede interesar: Noah Centineo confiesa su “período salvaje” con las drogas