Noticias

EEUU acelera la reunificación de familias migrantes

Tras la implementación de la política de “tolerancia cero“, las familias separadas por las autoridades en la frontera con México, entre mayo y junio 2018, podrían reunirse durante los próximos quince días, a razón de 200 familias por día. Así lo tiene previsto el gobierno estadounidense.

Justo antes de conocerse el plan, el gobierno mexicano había exigido a la administración de la Casa Blanca acelerar la reunificación de familias migrantes separadas en la frontera, así como encontrar una alternativa permanente “que dé prioridad al bienestar y derechos de los menores”.

Los requerimientos surgieron en la reunión de una hora llevada a cabo en Los Pinos (la residencia presidencial mexicana), entre el presidente Enrique Peña Nieto y la delegación gubernamental de Estados Unidos, conformada por el secretario de Estado, Mike Pompeo; la secretaria de Seguridad Interna, Kirstjen Nielsen; el jefe del Tesoro, Steve Mnuchin, y Jared Kushner, asesor del presidente Donald Trump.

Precisamente, este próximo 26 de julio se cumple el segundo plazo dictado por un juez federal para la reagrupación de todos los niños con sus progenitores. La mayoría de ellos permanece en albergues o con familias de acogida.

Son 2.551 niños migrantes afectados por las separaciones, quienes tienen entre 17 y cinco años de edad, y otros 103 niños con menos de cinco años.

La separación de menores causó rechazo en la opinión pública mundial y como consecuencia Trump ordenó ponerle fin el pasado 20 de junio. Seis días más tarde llegó la orden de reunificación del juez.

Te puede interesar: Trump firma orden para poner fin a la separación de niños y familias

La juez Dana Sabraw estableció el 10 de julio como fecha límite para devolver a sus padres a los menores de cinco años. El gobierno tardó dos días más de lo acordado con un total de 57 niños reunidos con sus familias e informó que otros 46 no habían sido reagrupados por diferentes motivos: porque algunos adultos tenían antecedentes criminales o porque ya habían sido deportados.

Hasta la fecha, la reagrupación de menores ha estado marcada por una excesiva reserva que genera incertidumbre. Mientras, Sabraw, clama por procesos claros y transparentes.

Te puede interesar: Niños inmigrantes se reúnen con sus padres después de meses separados

Los padres reunidos con sus hijos menores de cinco años se encuentran en “libertad” con un dispositivo electrónico de seguimiento en el tobillo y con orden de presentarse ante la justicia cuando se les solicite.

Se desconoce qué pasará con las familias una vez que sean reagrupadas con sus hijos de 17 a cinco años de edad.

No obstante, el gobierno solicitó permiso en una corte federal de Los Ángeles para mantener a menores de edad con sus padres en centros de detención del servicio de inmigración, hasta resolver los casos de los adultos, pero la juez Dolly Gee hizo prevalecer el Acuerdo Flores, de 1997, que establece la reclusión de menores a 20 días máximo.

Atamayca Jiménez