Noticias

Biden pone en marcha mandato de vacunación empresarial

El gobierno de Joe Biden está aplicando una nueva norma de emergencia para que las empresas con al menos 100 empleados obliguen a sus trabajadores a vacunarse contra la COVID-19.

vacuna

El nuevo mandato –denominado “norma temporal de emergencia“- fue solicitado por el presidente en septiembre como parte de su plan de acción contra la COVID-19, y será aplicado por la Administración de Seguridad y Salud en el Trabajo (OSHA) del Departamento de Trabajo.

La norma de emergencia estipula que los empleadores deben elegir entre la vacunación completa o las pruebas semanales para sus empleados en un plazo de 30 días. En un plazo de 60 días –para el 4 de enero de 2022- deben aplicar el mandato, informó la Casa Blanca.

Si los empleadores no siguen la norma de emergencia, podrían enfrentarse a multas de hasta 14.000 dólares por empleado.

Se utilizará un simple recuento de personal en toda la empresa para determinar si los empleados tienen al menos 100 empleados, y aquellos que trabajan en múltiples lugares se incluirán en el recuento.

Los trabajadores deben obtener tiempo libre remunerado para vacunarse, de acuerdo con la norma de la OSHA, las empresas deben pagar a los trabajadores el tiempo que necesiten para vacunarse y proporcionarles una licencia por enfermedad.

La medida sin embargo no especifica quién asumirá el coste de la opción de las pruebas semanales, si el empresario o el empleado. Algunas otras normas locales, estatales o federales pueden exigir a las empresas que paguen las pruebas para los empleados.

Las estimaciones de la Casa Blanca sugieren que el nuevo requisito afectará a más de 80 millones de trabajadores del sector privado. También se ha pedido incluir en el mandato, a los trabajadores de los centros sanitarios que reciben reembolsos de Medicare o Medicaid.

New York City comenzará vacunación en niños entre 5 y 11 años este jueves

Al presentar las nuevas normas, los funcionarios del gobierno de Biden dijeron que los requisitos de vacunación son buenos para la economía y elogiaron el éxito de los mandatos de vacunación, ya que sólo una pequeña fracción de los trabajadores optó por dejar sus puestos de trabajo en lugar de cumplir.

Las empresas, desde Tyson Foods hasta el sistema hospitalario Metodista de Houston, han informado de tasas de vacunación que superan el 96%.

Aunque los requisitos de vacunación han tenido éxito, se espera una reacción violenta.

De hecho, el mandato de vacunación ya se enfrenta a la oposición y a los desafíos legales de 24 fiscales generales que, de forma preventiva, calificaron el plan de “desastroso y destructivo” y dijeron que la decisión es una “controvertida medida de salud pública”.

En una carta dirigida a Biden el 16 de septiembre, advertían de que un requisito de vacunación fomentaría un mayor escepticismo sobre las vacunas COVID-19.

Al menos el 80% de los adultos tienen al menos una vacuna contra la COVID a partir de esta semana, según datos federales.

Algunos estados deberán establecer normas propias

Veintiún estados y Puerto Rico tienen planes estatales aprobados por la OSHA que regulan la seguridad en el lugar de trabajo. En un plazo de 30 días, esos estados deben promulgar normas propias que sean al menos tan eficaces como la norma federal.

El mes pasado, el Departamento de Trabajo amenazó con revocar los planes estatales de tres estados –Arizona, Carolina del Sur y Utah- que aún no habían adoptado una norma de emergencia emitida por la OSHA en junio con el fin de proteger a los trabajadores del sector sanitario.

Aunque esos mismos estados y otros podrían retrasar igualmente la aplicación de la norma federal sobre vacunas o pruebas, es posible que los empresarios decidan seguir adelante por su cuenta.

Fuente NPR / CBS News.

Te puede interesar: New York City comenzará vacunación en niños entre 5 y 11 años este jueves