Noticias

Restaurantes en Amsterdam imponen distanciamiento social con “invernaderos” privados

Las medidas de confinamiento y el distanciamiento social impuesto en distintos países en gran parte del planeta, han demostrado ser una herramienta eficaz para contener la propagación del coronavirus.

distanciamiento social

Pero la cuarentena tiene un elevado costo para la población, tanto desde el punto de vista económico como para la salud física y mental.

Es por eso que vienen surgiendo en algunos países ideas para tratar de ir avanzando hacia la “normalidad”, siempre que estas no representen un riesgo para la población.

En el caso de Amsterdam, un restaurante innovó la creación de “invernaderos” privados, para conservar el distanciamiento social. Se trata de cabañas de vidrio para cenar en plena pandemia.

En los Países Bajos, uno de estos restaurantes tuvo una iniciativa original para ofrecer cenas memorables en tiempos de distanciamiento social.

El centro de arte Mediamatic, en Holanda, con su local gastronómico, armó pequeñas cabañas de vidrio a orillas del río para que los comensales disfruten de una vista increíble y eviten el riesgo de contagios por COVID-19.

Comidas al aire libre en medio de coronavirus

Según reportó la agencia de noticias Reuters, un restaurante holandés prueba ofrecer comidas al aire libre en medio de coronavirus.

distanciamiento social

Se trata de pequeñas cabañas de vidrio o greenhouses, como las llama Mediamatic. La empresa que las diseñó propone una “hospitalidad segura” donde solo cabe una mesa para dos o tres personas en un patio público.

Las pequeñas cabañas de vidrio surgen como una propuesta sanitaria para cuando se levante la cuarentena y está diseñada sobre todo para aquellos comercios que tengan espacio para poder instalarlas.

Los camareros usan guantes y protectores faciales transparentes, y usarán una tabla larga para llevar los platos a las cabinas de vidrio para garantizar un contacto físico mínimo con los clientes.

Aunque el concepto actualmente se está probando solo para familiares y amigos del personal del restaurante, los comensales disfrutan de comidas a la luz de las velas con una vista junto al puerto de Oosterdok.

Proyecto “Serres Séparées” (invernaderos separados)

distanciamiento social

Es súper acogedor, es agradable y la comida es deliciosa, dijo Janita Vermeulen, quien fue invitada a una cena de prueba con su compañera de cuarto.

Los organizadores lo llaman proyecto “Serres Séparées” (invernaderos separados) porque dicen que suena mejor en francés.

Ahora estamos aprendiendo cómo hacer limpieza, cómo hacer el servicio, cómo volver a sacar los platos vacíos de una manera elegante, para que las personas se sientan bien atendidas, dijo Willem Velthoven de Mediamatic.

Los restaurantes holandeses están cerrados al público, al menos hasta el 19 de mayo, aunque las cocinas pueden funcionar para llevar.

La Asociación de Restaurantes de Países Bajos, KNH, ha dicho que incluso se permite la reapertura de restaurantes a una capacidad limitada y con medidas de seguridad establecidas, muchos enfrentan la ruina financiera si se mantienen las reglas de distanciamiento social.

Riesgo del contacto cercano prolongado

distanciamiento social

El COVID-19 se propaga principalmente entre personas que están en contacto cercano (dentro de 6 pies aproximadamente) por un período prolongado.

La propagación ocurre cuando una persona infectada tose, estornuda o habla, y las gotitas de su boca o nariz se expulsan al aire y terminan en la boca o nariz de las personas cercanas.

Estas gotitas también pueden inhalarse y entrar en los pulmones. Estudios recientes indican que las personas que están infectadas, pero no tienen síntomas probablemente también juegan un rol en la propagación del COVID-19.

Podría ser posible que una persona contraiga el COVID-19 al tocar una superficie u objeto que tenga el virus y luego se toque la boca, la nariz o los ojos. Sin embargo, no se cree que esta sea la principal forma en que se propaga el virus.

El COVID-19 puede vivir por horas o días sobre una superficie según factores como la luz solar, la humedad y el tipo de superficie. El distanciamiento social ayuda a limitar las oportunidades de entrar en contacto con superficies contaminadas y personas infectadas fuera de la casa.

Aunque el riesgo de enfermarse gravemente puede ser diferente para cada uno, cualquier persona puede contraer y propagar el COVID-19. Todos tenemos un rol que cumplir para desacelerar la propagación y protegernos a nosotros mismos, nuestra familia y nuestra comunidad.

Sabemos que nada volverá a ser como antes, pero lo importante es aprender a cuidarnos y a respetar las normas que salvan vidas. Mientras tanto hay que ir dando pasos que se encaminen hacia la prevención, la tranquilidad y la creatividad. Para un cambio de vida más saludable y seguro.

También puedes leer: Universidad de Arizona ofrece pruebas de desarrollo y producción a sus estudiantes para combatir el coronavirus