Medioambiente

Uso de bolsas plásticas estará prohíbido en Nueva York a partir de este lunes

La medida entrará en vigor este lunes 19 de octubre y prohibirá utilizar bolsas plásticas de un solo uso.

El Departamento de Conservación Ambiental de Nueva York anunció que las bolsas plásticas de un solo uso no podrán ser utilizadas en todo el estado como un mecanismo para proteger el medio ambiente.

Esta nueva medida instará a los neoyorquinos a que lleven sus propias bolsas a los supermercados, bodegas o tiendas para meter sus productos o paguen un costo de 5 centavos para adquirir una bolsa de papel.

La eliminación de las bolsas plásticas de un solo uso en Nueva York es un paso que tomá el Departamento de Conservación Ambiental para contribuir al cuidado del medio ambiente y la fauna del estado.

Se supone que esta medida entraría en efecto el pasado primero de abrir, con la finalidad de darle tiempo a los dueños de los negocios y supermercados de utilizar todas las bolsas plásticas que tenían en su stock, sin embargo, el estado de Nueva York había aplazado la norma desde que inició la crisis por la pandemia del coronavirus.

Implementar esta medida no fue tan sencillo para las autoridades ambientalistas de Nueva York. Los fabricantes de bolsas plásticas emitieron una demanda ante la Corte Suprema del estado, en rechazo a la nueva directriz.

La demanda fue rechazada por el tribunal, razón por la cual el Departamento de Conservación Ambiental de Nueva York informó que la nueva norma entraría en vigencia en el mes de octubre.

Por su parte, el gobernador Andrew Cuomo se ha unido a la batalla para cuidar el medio ambiente, especialmente en Nueva York, uno de los estados con más consumo de plástico y más contaminación ambiental debido al alto nivel de tráfico vehicular.

“En este mismo momento, hay bolsas de plástico colgando de los árboles, volando por las calles, llenando nuestras alcantarillas y contaminando nuestros lagos, ríos y arroyos. Todo eso daña nuestro medio ambiente”, había expresado el pasado mes de marzo el gobernador, quien dejó una postura clara a favor de la medida aprobada por el Departamento de Conservación Ambiental del estado

La normativa multará con al menos 250 dólares a todos los dueños de establecimientos, negocios y supermercados que incumplan con la medida de prohibición de bolsas plásticas de un solo uso.

El consumo de bolsas plásticas en Nueva York representa el 6% en todo el país, una cifra considerablemente alta en comparación con otros estados, “se utilizan doce millones de barriles de petróleo para fabricar las bolsas de plástico que usamos todos los años y para el 2050 habrá más plástico por peso en los océanos que pescado”, agregó Cuomo.

Las estadísticas siguen siendo altas para Nueva York. Cerca de 23 mil millones de bolsas plásticas utilizan los neoyorquinos cada año. 85% de esas bolsas plásticas terminan en vertederos de basura o en los océanos.

Aunque la medida tomada en Nueva York no significa la eliminación completa de las bolsas de plásticos, es una norma que dará un paso importante para el uso del plástico, y que, seguramente, incentivará a otros estados a tomar acciones en contra de uno de los peores enemigos para la conservación del medio ambiente.

La lucha contra las bolsas de plástico

El uso del plástico se ha convertido en una lucha mundial para el cuidado del medio ambiente y Estados Unidos no se ha quedado atrás, aunque, le falta mucho por hacer, ya son son más estados los que se unen para eliminar el uso de las bolsas de plástico.

El pasado mes de septiembre, Nueva Jersey anunció la eliminación en todo el estado de las bolsas plásticas y de papel de un solo uso, siendo el primer estado del país que toma esta medida. El gobernador Murphy estuvo de acuerdo con la medida, pese a que en la pandemia se ha incrementado el uso de las bolsas de plástico.

De acuerdo a la Conferencia Nacional de Legislaturas Estatales, los estados de Maine y Maryland emitieron la aprobación de una ley que prohíbe la espuma plástica.

También puedes leer: La industria “fast fashion” traerá consecuencias irreparables al medioambiente