Health

Millones de vacunados podrían no desarrollar anticuerpos

Los vacunados contra el covid-19 podría no desarrollar anticuerpos contra el virus por diferentes motivos.

vacunados

Millones de estadounidenses utilizan inmunodepresores que podrían tener un efecto contraproducente en la vacuna contra el covid-19, según han advertido algunos especialistas.

La doctora Beth Wallace, reumatóloga, y su equipo de la Universidad de Michigan, calculó que unos 60 millones de estadounidenses toman inmunosupresores que podrían interferir con la vacuna.

Con la toma de este medicamentos, muchos estadounidenses vacunados contra el covid-19 podrían no desarrollar anticuerpos.

Wallece indica que se trata de una “cifra conservadora”, debido que, su base de datos no incluía a las personas que tienen Medicare y que podrían ser más propensas a tomar estos inmunosupresores. La estimación de la especialista tampoco incluye a las personas que toman corticosteroides orales, que podrían ser un problema para la vacuna contra el covid-19 si se toman en grandes dosis y por largos periodos de tiempo.

El año pasado, cuando las compañías farmacéuticas comenzaron a hacer los ensayos clínicos de sus vacunas, dejaron por fuera a la población que estaba medicada con inmunosupresores.

La doctora Kathryn Stephenson, quien es especialista en enfermedades infecciosas y profesora adjunta de la Facultad de Medicina de Harvard, indicó que la decisión “dejó a esos pacientes en un aprieto”, sin saber si las vacunas servirían para ellos.

Después de que la vacuna comenzara a distribuirse y a comprobarse su eficacia, las farmacéuticas comenzaron a investigar si las personas vacunadas pero que tenían medicación con inmunosupresores desarrollaban anticuerpos contra el covid-19.

La escuela de Medicina Icahn del Monte Sinaí en Nueva York, realizó un pequeño estudio donde se demostró que aquellos pacientes vacunados que tomaban ciertos medicamentos para tratar la colitis ulcerosa y la enfermedad de Crohn registraban respuestas de anticuerpos robustas a la vacuna desarrollada por Pfizer y Moderna.

Sin embargo, un estudio realizado por un grupo de investigadores de la facultad de Medicina de la Universidad Johns Hopkins mostró que aquellos pacientes con trasplantes de órganos no “les fue tan bien” con la aplicación de la vacuna y el desarrollo de anticuerpos.

En este estudio, donde participaron más de 650 receptores de órganos que toman fármacos para suprimir su sistema inmunológico para evitar el rechazo de sus nuevos órganos, el 46% de los pacientes vacunados no tuvo respuesta de anticuerpos después de aplicarse las dosis de Pfizer o Moderna.

con información de CNN.

También puedes leer: Nueva York regalará becas universitarias a los adolescentes vacunados