Life Style

Londres estrena la primera piscina flotante del mundo

Londres ha inaugurado una de las piscinas más particulares del mundo, se trata de la SkyPool, una piscina flotante a 35 metros de altura.

video

La piscina flotante transparente está suspendida entre dos rascacielos y justamente situada junto a la embajada de Estados Unidos en Nine Elms, al sur de Londres. La piscina cristalina de 25 metros de largo, es exclusiva para los residentes de la lujosa urbanización y sus invitados, según explica Embassy Gardens en su página web.

La construcción está acompañada de todo tipo de comodidades: un bar en la azotea, gimnasio e incluso áreas para el teletrabajo.

Sin embargo, lo que más ha llamado la atención es la asombrosa piscina flotante que une dos de los edificios, y que promete convertirse en el nuevo boom arquitectónico de Londres y en una nueva atracción para turistas y ciudadanos.

La estructura de alto vuelo de Embassy Gardens, hecha de polímero transparente, se construyó primero en las instalaciones de Reynolds en Colorado antes de ser enviada a Londres en un viaje que duró tres semanas. Fue la culminación de cuatro años de construcción, incluidos seis meses de planificación del diseño.

Para elegir los materiales, los responsables se inspiraron en algunos de los acuarios más espectaculares del mundo. El resultado ha sido un cuerpo fabricado con un fuerte material acrílico. Para evitar que la piscina de 3 metros se agriete bajo el inmenso peso de toda el agua (además de las personas), se hizo con un fondo de casi 30 cm de grosor.

La innovadora piscina flotante representa una colaboración entre el estudio de arquitectura Arup, los ingenieros Eckersley O’Callaghan y el fabricante de acrílico Reynolds Polymer Technologies.

Desde la llamada Sky Pool, los nadadores tienen vistas al río Támesis y al horizonte de edificios de Londres. Si miran hacia abajo, verán la calle a nada menos que a 35 metros.

La piscina flotante no está directamente acoplada de forma rígida a los edificios, sino que deja un espacio de seguridad para mantenerse estable si el edificio se mueve. Esta idea es similar a lo que ocurre con los puentes, que no están 100% acoplados.

Detractores le temen a la Sky Pool

Londres estrena la primera piscina flotante del mundo
Piscina flotante Sky Pool– Imagen Embassy Gardens

Sky Pool se ha convertido en un fenómeno viral, y los críticos han expresado su inquietud por la combinación de sus diversas fobias: miedo a los gérmenes, ahogamiento, y por supuesto, el temor a las alturas.

Según el sitio web de Embassy Gardens, los promotores querían crear “algo transparente para que los nadadores pudieran ver el suelo y la gente de abajo pudiera ver el cielo“.

La piscina flotante creó un gran revuelo en Internet, pero la mayoría de la gente tenía miedo de probarla. Mientras algunos decían que no había suficiente dinero para convencerles de que se dieran un chapuzón en ella, otros tenían reacciones divertidas y sarcásticas al respecto.

Algunos citaron percances relacionados con atracciones aéreas similares, desde el reciente colapso de una piscina en una azotea en Brasil hasta el puente de cristal que se hizo añicos en China en mayo, dejando a los turistas colgando a más de 300 pies de altura. Otros críticos consideran que la construcción de vanguardia es un poco ostentosa a la luz de los problemas estructurales que afectan a los barrios cercanos.

Incluso, algunos más atrevidos, llegaron a fantasear con la idea de sabotear el paso elevado acuático inundándolo de pirañas.

La Sky Pool no es la primera atracción de altura que pone los pelos de punta a la gente. El mes pasado, los promotores de la ciudad de Nueva York presentaron un ascensor transparente llamado Ascent, que transporta a los pasajeros a una altura de 3.000 metros mientras contemplan Manhattan.

con información de The New York Post y Robb Report.

Te puede interesar: Central Park Tower: el edificio residencial más alto del mundo