Business

Coca-Cola se une al boicot a Facebook y suspende campañas publicitarias en redes sociales

El grupo Coca-Cola puso en pausa al menos por 30 días toda su publicidad en las redes sociales, tras unirse al boicot de Facebook, como una medida que han tomado múltiples compañías a raíz de las protestas raciales en Estados Unidos.

Facebook
Imagen Pexel

“Aprovecharemos este periodo para reevaluar nuestras políticas publicitarias y determinar qué revisiones se necesitan. También esperamos una mayor responsabilidad y transparencia de nuestros socios de redes sociales”, dijo en un comunicado recogido por CNBC el consejero delegado de Coca-Cola, James Quincey.

“No hay lugar -añadió- para el racismo en el mundo y no hay lugar para el racismo en las redes sociales”.

La compañía detalló que no está secundando el boicot publicitario a Facebook promovido por diversas organizaciones pro-derechos civiles que buscan forzar a la compañía a ser más estricta para evitar el discurso del odio y la desinformación.

Este mismo viernes también anunciaron la suspensión de publicidad pagada en las redes sociales el grupo Unilever, que agrupa marcas como Dove, Ben & Jerry’s y Hellmann’s, así como el grupo Levi Strauss & Co.

“Facebook debe tomar medidas para parar la desinformación y el discurso del odio en sus plataformas. Es una afrenta inaceptable a nuestros valores. Nosotros y Dockers nos unimos a la campaña #stophateforprofit y pausamos todos nuestros anuncios en Facebook”, dijo Levi’s.

Otras compañías como Eddie Bauer, The North Face, Patagonia, REI o Verizon también habían anunciado en los últimos días la suspensión de la publicidad en Facebook y otras redes sociales.

Hershey’s, por su parte, anunció este viernes una reducción en un tercio de la publicidad en Facebook y sus plataformas, incluida Instagram, al considerar que la red social no “gestiona eficazmente el discurso violento y polarizador en su plataforma” y que pese a sus promesas de mejora no ha visto un “cambio significativo“. EFE

La presión en Facebook aumenta a medida que Coca-Cola se une a una creciente lista de marcas que han anunciado la ‘pausa’ de publicidad en sus plataformas de redes sociales.

La medida apoya la campaña #StopHateforProfit, que acusa a la compañía de tecnología de no asumir la responsabilidad o ‘adoptar cambios de sentido común en sus políticas que ayudarán a detener la radicalización y el odio’.  

Facebook

También la compañía Starbucks anunció el domingo que suspenderá toda su publicidad en las plataformas de redes sociales mientras lleva a cabo discusiones “internamente, con nuestros socios de medios y con organizaciones de derechos civiles” sobre el fin de la difusión del discurso de odio.

Si bien la compañía suspende sus anuncios en las redes sociales, no se une a la campaña #StopHateForProfit para impulsar el boicot publicitario en Facebook, según CNBC.

Los organizadores están pidiendo a las empresas que se solidaricen y dejen de anunciarse en los servicios de Facebook para el mes de julio.

En un comunicado publicado hoy en el sitio web de Coca-Cola (27 de junio de 2020), el presidente y CEO James Quincey dijo: “No hay lugar para el racismo en el mundo y no hay lugar para el racismo en las redes sociales”.

La compañía Coca-Cola detendrá la publicidad paga en todas las plataformas de redes sociales a nivel mundial durante al menos 30 días. Nos tomaremos este tiempo para reevaluar nuestras políticas publicitarias para determinar si se necesitan revisiones. También esperamos una mayor responsabilidad y transparencia por parte de nuestros socios de las redes sociales ‘.

Este anuncio de Coca-Cola se produce a pesar de los esfuerzos de Mark Zuckerberg para detener el boicot de bolas de nieve.

Ayer (26 de junio de 2020), Zuckerberg publicó un discurso público que anunció los cambios que Facebook está haciendo a la luz de los comentarios de la comunidad de derechos civiles.

Three weeks ago, I committed to reviewing our policies ahead of the 2020 elections. That work is ongoing, but today I…

Posted by Mark Zuckerberg on Friday, June 26, 2020

Dentro de la publicación, Zuckerberg dijo que el sitio actualizaría su política publicitaria para ‘prohibir las afirmaciones de que las personas de una raza, etnia, origen nacional, afiliación religiosa, casta, orientación sexual, identidad de género o estatus migratorio específicos son una amenaza para la seguridad física, salud o supervivencia de los demás”.

Los cambios también incluyen el etiquetado de contenido potencialmente dañino que han considerado de interés público: “permitiremos que las personas compartan este contenido para condenarlo, tal como lo hacemos con otro contenido problemático, porque esta es una parte importante de cómo discutimos lo que es aceptable en nuestra sociedad“, dijo Zuckerberg.

Sin embargo, en respuesta al discurso público de Zuckerberg, los organizadores de la campaña #StopHateforProfit están pidiendo que se haga más para acabar con el discurso de odio y detener la propagación de la desinformación.

‘Las publicaciones que llaman a la violencia aún se permitirán si provienen de alguien’ de interés periodístico’, pero ahora serán etiquetadas.

Nada de esto será examinado o verificado, ni afectará el problema en la plataforma de redes sociales más grande del planeta” , dijeron en respuesta a Zuckerberg.

Hemos estado en este camino antes con Facebook. Se han disculpado en el pasado. Han tomado escasos pasos después de cada catástrofe donde su plataforma jugó un papel importante. pero esto tiene que terminar ahora.

La lista de marcas que se unen al boicot crece día a día, con nombres como Honda, Mozilla, Patagonia, North Face y Unilever.

Facebook ya ha sido testigo de un impacto financiero significativo, con una gran caída en las cuotas de mercado y el valor de mercado.

Como informó Bloomberg, las acciones en Facebook cayeron un 8,3% el viernes. El valor de mercado de la compañía ha bajado $ 56 mil millones, y la riqueza personal de Mark Zuckerberg ha recibido un golpe de $ 7,2 mil millones.

Te puede interesar: Facebook promete una nueva experiencia de compra impulsada por Inteligencia Artificial